miércoles, 21 de mayo de 2014

Carcel de Piedra

A las cuatro de la tarde
me tomaron prisionero
sin haber sido culpable
a la cárcel me llevaron.

A las ocho de la mañana
sentí que desayunaba
como un niño de suspiro
el calabozo pintaba.

A las nueve de la mañana
me leyeron la sentencia
en sentencia decía
muere por haber tenido.

A la recta de la cárcel
vino mi madre llorando
madre no llores le dije
soy hombre para vengarme.

Mariano Serruto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario